Receta de macarrones con queso. Los macarrones con queso son a la gastronomía americana lo que el huevo frito a la nuestra. Es como la comida básica que uno aprende a cocinar por primera vez. De hecho, en juegos como Los Sims, al principio nuestro personaje solo puede comer eso, y hasta que no adquiere un poco de práctica no puede preparar otra cosa.

La receta de macarrones con queso al estilo americano difiere bastante de mis macarrones con queso, así que he pensado que os gustaría conocerla. Ya os aviso que es una bomba hipercalórica de las que marcan época, así que no os alarméis al leer los ingredientes.

te puede interesar:  Macarrones Con Queso una receta encantadora para degustar

Ingredientes para 2 personas

200gr de macarrones, 100gr de queso rallado para gratinar (que lleve cheddar), 300ml de leche (un vaso grande), una cucharada colmada de harina fina de maíz, una cucharada de mantequilla, una cucharadita de mostaza antigua, sal y pimienta.

Los macarrones que normalmente se utilizan para hacer esta receta de Mac & Cheeseson los que ellos llaman elbows (codos), en cuya caja precisamente encontré la receta que me inspiró a cocinarlos, aunque adaptándola un poco, cómo no.

Antes de comenzar a preparar la salsa, que es lo único medianamente complicado del proceso, ponemos a calentar un olla con agua salada, para cocer en ella la pasta, a ser posible un punto por debajo de al dente, para que acabe de hacerse luego en el horno que también precalentaremos a 200ºC.

Con eso listo, ya podemos empezar a preparar una especie de bechamel con la leche y la harina fina de maíz. Para ello, en una sartén, mezclamos la harina, la leche, la cucharadita de mostaza, una pizca de sal y otra de pimienta. Mezclamos bien y calentamos a fuego medio.

te puede interesar:  Historia de La Nutella, detalles interesantes para conocer

Es muy importante no dejar de remover mientras calentamos, es lo que hará que ligue. Cuando se haya calentado un poco la leche echamos la mantequilla, sin dejar de remover bien, hasta que la salsa se convierta en una crema espesa. Luego bajamos el fuego al mínimo y añadimos la mitad del queso, removiendo de nuevo hasta que se incorpore.

Fuente:https://www.directoalpaladar.com