Son métodos químicos o mecánicos que interfieren en el encuentro de los espermatozoides con el óvulo en una relación sexual y algunos sirven para ahorrarnos una mala experiencia con algunas enfermedades de transmisión sexual.
En Hey!mujer te explicamos algunos de estos metodos:

PRESERVATIVO MASCULINO:

Este método conocido como condón, puede proteger contra las enfermedades venéreas o de transmisión sexual como el SIDA, e incluso podría brindar prevención contra los cambios cervicales premalignos, poseyendo la ventaja de no tener efectos secundarios, aún cuando hay mujeres y hombres que se niegan a utilizarlo porque aseguran experimentar una pérdida de sensibilidad durante el coito o acto sexual.

De la manera en que este contraceptivo se utilice depende su eficacia. Si se usa adecuadamente, su porcentaje de error oscila entre un 3% y un 4%, que es bastante bajo, sin embargo también existe la posibilidad de que se rompa por mal uso, y entonces la protección queda totalmente eliminada.

Una opción para aumentar su nivel de protección es hacer uso de los espermaticidas, ya sea mezclado con el lubricante, o insertados directamente en la vagina. De esta manera es posible disminuir su margen de error.

La forma indicada de utilizarlo es colocarlo en el pene, sin tensión, lo que quiere decir que la punta sobresalga aproximadamente 1 cm. para que contenga la cantidad de esperma eyaculado. Posteriormente, a la hora de retirarlo, debe hacerse con cuidado de que el contenido no se derrame. Es importante saber que el preservativo no debe estirarse antes de ponerse en el miembro, ni se debe inflar, ni doblar.

Este método tiene la ventaja de que es muy accesible, no es caro, se consigue en cualquier farmacia, no requiere especificaciones médicas, no pone en peligro tu salud, y es muy fácil de usar. Eso sí recuerda el margen de error.

te puede interesar:  Reconquista a tu pareja para evitar el divorcio

PRESERVATIVO FEMENINO:

El preservativo de la mujer es una funda fina de poliuretano que se ajusta a las paredes de la vagina. Además previene las enfermedades de transmisión sexual así como el virus de la inmunodeficiencia humana (V.I.H.).

Este método consta de una funda prelubricada y que no contiene espermicidas, con dos anillos, uno interior que permite la colocación fácil dentro de la vagina, y el otro con un diámetro más grande que impide que este anillo se introduzca dentro de la vagina.

Para su colocación no hace falta esperar a la erección del pene como ocurre con los preservativos del hombre. Se introduce cogiendo el anillo interior desde la parte externa del preservativo en la vagina.

Una vez iniciada la colocación se introduce el dedo dentro del preservativo para terminar de colocarlo, teniendo cuidado con los posibles objetos cortantes (uñas, anillos…).

El anillo externo queda por fuera para impedir que se ponga en contacto el semen con la vagina.

Una vez terminado el coito se le da un par de vueltas al anillo externo para que no se salga el semen y se tira del preservativo para sacarlo.

DIAFRAGMA CERVICAL:

El diafragma es un disco de goma fina abombado y reforzado con un anillo flexible que se introduce en el fondo de la vagina protegiendo el cuello del útero.

Con la utilización del diafragma es recomendable el uso de crema espermicida extendiéndola por ambas caras del mismo.

La manera de colocarlo es plegándolo e introduciéndolo dentro de la vagina. Una vez allí, el diafragma recupera su forma inicial gracias al resorte flexible. Es importante asegurarse que el diafragma protege la entrada al útero.

Hay que tener en cuenta:

1.- Existen distintas tallas dependiendo de la anatomía de cada mujer. Por lo tanto es tu médico el que ha de decir el tamaño que debe utilizar. Después de tener un hijo, aborto, cambio brusco de peso (+- 5 kg) es conveniente consultar con tu ginecólogo para revisar si el diafragma que venías utilizando es el adecuado o no.

te puede interesar:  Excelentes Alimentos Para Mejorar La Situación De Tu Acné

2.- Tu médico te enseñará la colocación del diafragma. Un diafragma correctamente situado en la vagina, no debe notarse. Si te molesta, trata de volverlo a poner, o consulta a tu ginecólogo.

3.- El diafragma no debe ser retirado hasta pasadas 8 horas después del coito. Si se realizan varios coitos seguidos no es necesario retirarlo, bastará con la administración de crema espermicida en la vagina.

4.- Si se cuida, el diafragma puede ser utilizado a lo largo de un año o más.

ESPERMICIDAS:

Los espermicidas son agentes químicos que inactivan el esperma en la vagina antes de que pueda llegar al tracto genital superior. Los agentes espermicidas utilizados en casi todos los productos comercializados en la actualidad son tensioactivos esto es, productos activos en superficie que destruyen las membranas de los espermatozoides. Es una excepción el A-gen 53, comercializado en Europa, que utiliza un inhibidor enzimático como agente espermicida activo. Los principales agentes espermicidas que actúan como tensioactivos son el nonoxinol 9, el octoxinol 9, el cloruro de benzalconio y el menfegol.

Los espermicidas que contienen derivados del mercurio han sido rechazados, por considerarlos peligrosos, por la Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos de América, pero se sigue comercializando en otras regiones, en particular en China y América Latina Existen nueva formas portadoras del espermicida: Jalea (gel);

Cremas;
Espumas (aerosoles);
Supositorios que funden;
Tabletas productoras de espuma;
Supositorios productores de espuma;
Película soluble;
Lubricante de condón;
Esponjas.

ESPUMAS ESPERMICIDAS Las espumas espermicidas comprenden un espermicida en una base inerte que se combina con una espuma en aerosol se introducen con un dispositivo aplicador en la vagina. Se utiliza como espermicida uno de los distintos agentes químicos existentes que inmovilizan y destruyen los espermatozoides (habitualmente nonoxinol 9). La espuma debe introducirse profundamente en la vagina cerca del cuello uterino para obtener la máxima eficacia. El dispositivo aplicador se llena a partir de un bote y frasco en donde el producto está a presión. La espuma se aplica inmediatamente antes del coito.

te puede interesar:  Leucemia en niños, una terrible enfermedad

TABLETAS Y SUPOSITORIOS ESPERMICIDAS: Existen distintos tipos de tabletas y supositorios que se introducen en la vagina y se disuelven en un período de 10-30 minutos. Durante ese período la pareja no mantendrá relaciones sexuales. El espermicida no es eficaz hasta que se produce la disolución. Muchas de las tabletas espermicidas contienen nonoxinol 9, octoxinol 9 o menfegol.

VENTAJAS:

    • Inocuos.
    • Bastante eficaces si se utilizan de modo constante y correcto.
    • Disponibles sin receta ni toma de medidas.
    • Las tabletas y los supositorios de espermicidas son fáciles de llevar y cuando están envueltos en papel de aluminio, no se afectan por la humedad ni el calor, las cremas y jaleas espermicidas pueden emplearse inmediatamente antes del coito.
    • Los espermicidas pueden evitar el contagio de algunas infecciones de transmisión sexual.
    • Hay indicios de que pueden proteger contra el Síndrome de Inmunodeficiencia adquirida, aunque esto no se ha confirmado.
    • Pueden evitar las infecciones del tracto genital superior, inflamaciones pélvicas.
    • Pueden proporcionar cierta protección contra la neoplasia cervicouterina.
    • El efecto lubricante puede ayudar a algunas parejas en el curso de la relación sexual.
    • Se ha sugerido que el empleo de espermicidas en la concepción y en el curso del embarazo puede acarrear un mayor riesgo de anomalías congénitas en el niño nacido de la usuaria. Sin embargo, hasta la fecha no se ha observado ninguna asociación importante de esa naturaleza.

DESVENTAJAS:

    • Algunas parejas pueden encontrarlo “sucios”.
    • Pueden producir irritación vaginal y reacciones alérgicas en el hombre y la mujer.
    • Pueden causar excesiva lubricación.
    • Pueden diminuir el disfrute de la relación sexual por la pareja.
    • Las tabletas, los supositorios y las espumas deben introducirse 10-30 minutos antes del coito.
    • Pueden provocar exudación vaginal.
    • Las tabletas y los supositorios productores de espuma pueden liberan calor.